Seguidores de mis paranoias...

lunes, 29 de junio de 2015

¿Dónde está la caca, Robin?

Hay un capítulo de Cómo conocí a vuestra madre en el que Lily le pregunta a Robin cada vez que huele que está escondiendo algo más:"¿Dónde está la caca, Robin?". Llevo oliendo caca durante 3 días y aún lo arrastro. Os cuento:
 
Este fin de semana he estado en un bautizo, lo que significa experimentar con dos cosas que hago poco: estar con la familia y entrar en una iglesia (donde por poco ardo al entrar). Esta vez tocaba mi familia norteña, no la mallorquina, donde he pasado todo el fin de semana... pasándolo bien y mal. Bien, porque he conocido a los hijos de mis primas y mal, porque...

Me quedé en casa de mi madrina, a la que llamaré M. La verdad es que admiro mucho a M porque estando divorciada y habiéndolo pasado tan mal con un hombre que le había engañado durante años y abandonado con el hijo que tenían en común en un piso a medio pagar y rehipotecado, ha sabido salir adelante con lo puesto. Eso siempre es de admirar. Trabaja muchísimo para poder hacer frente a los gastos y préstamos y hace horas extras, no sale del pueblo y por lo que me decía: no puede permitirse ir a desayunar fuera, como yo, todos los días. Vamos, que me dijo que pasa sus penurias pero aún así me gustaba porque sale con sus amigas, conoce a muchísimas personas, tiene sexo por ahí cuando aparece alguno que le interese, es liberal con su hijo de 17 años y le da lo que puede y cuando no hay money su entretenimiento es ir a caminar. No se amarga en casa y le gusta salir y disfrutar con sus amigas en las fiestas, excursiones a pueblos y la piscina.
 
Nada más llegar me vino a buscar a la estación mi prima V (son 4 hermanas: M, V, N, D), conocí a su hija que ya tiene casi dos años y me dejó en casa de mi otra prima: N, mamá de la bebé a la que bautizaban, y ya me quedé en su casa hasta que viniera mi madrina a buscarme para ir ya a dormir a su casa.
 
Me alegró saber qué tal les iba a todas y...me puso en sobreaviso de que no iba a reconocer a M, mi admirada madrina... que parecía una quinceañera. No dijo más. Sólo me avisó seriamente.
Sé que había tenido una relación pasional porque me lo comentó por whatsapp, como era de Madrid, pues quería saber si podía venir a mi casa en agosto y si quedaba lejos del pueblo del hombre, que ya me contaría cuando fuese al bautizo. Y tras cenar con N, su marido y su preciosa hija, llegó M de trabajar para recogerme y comenzó la fiesta. Nos contó lo mal que lo estaba pasando con su querido de Madrid, que estaba casado y tal. Que tenía hijos. Que la amaba y que... ahí es cuando yo puse la alarma: le había bloqueado del whatsapp y que le llamó una semana más tarde (tras mucho colgarle el teléfono a ella) con la excusa de que sus hijos le habían pillado el móvil y que no se preocupara que la quería mucho y que le esperara que sería él quién la llamara.
 
 
No ve la caca.
 
No la ve.
 
Pero lo peor de todo: es que está obsesionada.
 
¿Sabéis lo que es escuchar durante 3 días la misma historia una y otra vez? Me preguntaba qué tal y a medio responder mi "bien" ya me estaba contando otra vez lo mal que lo estaba pasando.
Me daba cosa contarle que mi vida iba de putísima madre, con mis estudios y mi título de Educación Infantil terminado, con Karate que es genial y que me voy a Japón y ella sacaba el tema de lo feliz que fue ese mes con ese hombre casado al que amaba y me cortaba cada vez que hacía el ademán de interesarse por mi vida.
Que estaba tan enamorada.
Que lo dejaría todo para estar con él.
Que era fiel y tenía paciencia.
Que le esperaría.
Que él le había prometido que haría lo que fuera para estar con ella.
Que si no lo hacía era por su hipoteca y su hijo.
Que tiene que ir a Madrid como sea.
Que él ya había intentado dejar a su mujer con una de otra ciudad costera a la que conoció por causas laborales pero que no pudo. Y con otra. Pero tampoco.
Que por ella sí lo haría porque era más paciente y pasional, la mejor mujer que él había conocido, pero que le diera tiempo.
Que un hombre que quisiera sólo sexo no le diría antes de enrollarse que estaba casado y tenía hijos.
Que le tiene bloqueada por sus hijos, pero que se muere por hablar con ella a todas horas.
Que ella llora por él todas las noches y no puede dormir porque le ama y le duele no poder decirle lo mucho que le quiere a todas horas.
 
Huele.
 
Eso es mucha caca para no poder olerla de golpe.
 
Tiene 45 años. Y la mente de una niña enamorada de 15. Entendí ipso facto la seriedad de su hermana. Si yo en 3 días lo escuché 68 veces y la vi llorar 3, ¿cuántas veces la habrán visto así sus hermanas en este mes?
 
Nos preguntó a nuestra tía y a mí durante la comida tras el bautizo si "¿sabéis lo que es estar con un hombre que te haga reir, hace chistes y os inventáis un idioma y os empezáis a reir?" Si decíamos que sí, estábamos perdidas, porque ella no entiende que eso puede pasarte tanto con alquien a quién quieres como con el que sólo tienes sexo. Yo lo tengo ahora con Karate, pero también me he reído y he hablado con acento y me he partido el culo con otros a los que sólo quería comerles el pene y que me lo metieran bien.
Y no estaban casados. Ni tenían hijos. Ni me bloqueaban del whatsapp. Ni me contaban milongas. Ni me ponían excusas. Follamos y reímos. Guay. No nos obsesionemos que enamorarse es lo de menos.
 
Ver a una persona llorando por lo mal que dice que le va la vida. Trabajando horas extras para pagar la casa, las facturas, las cosas de su hijo, el seguro del coche, la escalera, sus penurias económicas... la cual cada día se va al bar a tomarse su café y cada pocos días a cenar de vinitos y tapas, a la piscina a comer y a tomarse sus cañitas en el bar de la piscina. Verla llorar porque su "novio" casado le ha bloqueado del whatsapp y que está luchando por ir a verle y que le llame para solucionarlo... pero no tiene dinero y no sabe cómo hacerlo.
 
Daba igual que le insistiéramos en que viera lo bueno. Que tiene mucho.
Se ha vuelto incapaz de ver algo positivo en su vida. Que su familia está ahí y la apoya. Que se folle a ese hombre pero que no se obsesione con si esa relación no tiene futuro, y si lo tiene y él realmente quería dejar a la mujer la dejará por ella...que se conocen de un mes...
Su desesperación por sentirse amada va más allá de cualquier pensamiento realista sobre su situación actual.
 
Llamadme amargada, pero no creo en ese amor. No comprendo cómo después de vivir semejante dolor con tu exmarido luego te comportas así, deseando que él haga con la otra lo que tu exmarido hizo contigo.
 
Cada uno es libre de hacer lo que quiera. Lo que tenga que pasar pasará, pero es verdad que no puedo ver cómo una mujer, hecha y derecha, luchadora, llora desesperada porque un hombre no puede estar con ella. Independientemente de que viva en otra ciudad y esté casado. Si fuera soltero y fuera su vecino tampoco lo entendería. Llorar por un hombre cuando has visto como es eso (no todos, pero demasiados -aunque personalmente creo que la mujer que es mala es peor-), estar tan desesperada que eres capaz de no ver nada positivo alrededor si no está él...
Que quizás no la esté engañando con fantasías y sí quiera dejar a su mujer e irse con M, pero JODER, sé paciente, sigue viviendo tu vida y cuando él deje de ser un puto cobarde entonces sí, lucha y llora si quieres y ya os váis juntos a vivir, pero estar deprimida sin conocerle apenas, por un mes de sexo pasional...
 
Quizás es que soy poco pasional, sí. Soy incapaz de ver pasión y un mundo de color de rosa cuando estoy con un hombre. Soy demasiado racional. Lo que le decía a mi prima V: me encanta pensar en el presente con Karate porque sé que ahora quiero estar con él, pero sí hay gente que se extraña que no lo incluya en el futuro. Porque estoy segura del ahora, pero no sé si mañana seré madre soltera o divorciada o soltera y sin hijos o casada y sin hijos, ni si Karate será ese señor algún día, si seguiré en el mismo trabajo o seguiré estudiando o me sacaré una oposición.
 
No lo puedo saber.
 
Y que alguien que ha visto y vivido más que yo sea incapaz de ver una salida si ese señor casado no está con ella... me revienta. Que no pueda apreciar que tiene mucho: una familia que se desvive por ella y su hijo, que tiene un trabajo con el que puede pagar sus deudas y salir todos los días a tomarse algo al bar, salir y disfrutar con sus amigas...que nadie le prohíbe nada y que cuando sale a la calle todos la saludan y se ve que la adoran. Eso lo he visto. La gente adora a esta mujer. Su sonrisa es contagiosa y cuando lo hace es tan genial, alumbra calles y los Ayuntamientos se la tendrían que rifar como animadora social y cultural (y ahorrar en farolas).
 
Que le digo, ya por salir del paso, tras verla llorar por 3ª vez: "creo que necesitas un cambio" y me diga: "sí, a ver si me voy a Madrid con él, vendo este piso y lo dejo todo ... ¿a cuánto están los alquileres allí? Aunque no sé qué hacer con mi hijo" Pues no. No lo veo. No ve que el cambio al que me refiero es: quiérete más a ti.
 
Que no hablamos de amor, hablamos de obsesión.
 
Es mucha caca para que no huela. ¿De verdad tan ciegas son las personas cuando se enamoran?
 
No envidio ese tipo de amor. Prefiero que mi felicidad dependa de mí, no de lo que haga otra persona. Nosotros decidimos si queremos sufrir o no. Ella ha decidido sufrir aunque diga que no lo ha pedido. Se justifica diciendo que uno no elige de quién se enamora. Pero uno puede elegir cuándo parar. Por lo menos parar de hablar del tema una y otra vez, llorar y buscar palabras de consuelo en todas las personas que se cruza y ver el mismo enarcamiento de cejas cuando cuenta la historia... A todos nos huele a caca, pero a ella las lágrimas no le dejan ni ver ni oler.
 
Quizás es que no sé qué es el amor. Quizás es que mato a las mariposas del estómago en cuanto salen del capullo. No comprendo las relaciones pasionales. Sólo una vez he sido gilipollas y fue con 18 años. Todos lo veían y  yo también. Una vez que se terminó tardé menos de una semana en estar con otro y me di cuenta de que no sirve de nada llorar por un pene, cuando hay un montón más que pueden ser hasta más grandes. Perdón, hombre. No sirve de nada llorar por un hombre (a no ser que se haya muerto en el mejor momento de vuestras vidas y joder, qué puto horror, fuera pensamiento que no quiero imaginarlo). No deseo que se mueran, sólo digo que si es por cuernos o porque está casado y es un picaflor pues como que no me sale sufrir. He dicho. Es que hay que saber donde termina la tensión sexual y dónde se empieza a sentir ese "amor". No he sido capaz de enamorarme de un tío hasta que ha pasado un tiempo de estar con él, porque sé que lo que siento las primeras veces con esa persona es su pene golpeando contra mis paredes vaginales y mi cráneo contra el cabecero/árbol/pared/roca/mesa y ya más adelante pues digo: "oye pues sí, es majo". He salido poco romántica, qué le vamos a hacer.
 
No dejéis que esa pasión y deseo, esa necesidad de sentiros queridas y amadas, respetadas y vivir un idilio, os tape el olor a caca. Porque cuando os golpee el olor en la cara ya será tarde. Es mejor ir con mascarilla y guantes. Por si acaso.
 
 
 
 
.

No hay comentarios: