Seguidores de mis paranoias...

martes, 20 de agosto de 2013

Síndrome de Memoria de Dori Selectiva (SMDS)


Debo tener el cerebro mal hecho o algo porque... os voy a dar un ejemplo de una conversación muy importante y de cómo tirar por la borda la maravillosa felicidad de una persona a la que aprecias:

- Mi hermana está embarazada, voy a ser tíiiiiaaaaaa.
- Ala, qué guay, felicidades. Pues el otro día...

Al día siguiente:
- Pues tengo que ayudar a mi hermana que no puede hacer mucha fuerza con la mudanza.
- ¿Y eso?
- Joder, por el embarazo.
- ¿Está embarazada? ¡¡Tía, felicidades!!!
- ¡¡Si te lo dije ayer!!

A la semana siguiente:
- Qué mal lleva lo del embarazo mi hermana.
- ¿Vas a ser tía?
- Misa, yo te mato.


[Ahora es mi compañera de piso y me encanta achuchar al bebé cada vez que lo trae su hermana, que sí, que estaba embarazada. Aunque no recuerdo que me lo dijera...]


Es un ejemplo de lo que hace mi cerebro cuando le dan una noticia importante.

Soy un desastre recordando conversaciones o detalles importantes de la vida de la gente. No me doy cuenta de si alguna amiga tenía el pelo por la cintura y de repente lo lleva rapado al 0. Lo considero algo normal. La veré rara 5 minutos y cuando me acostumbre, quizás, al día siguiente le pregunte "oye ¿te has hecho algo?". Cuando se tiñen el pelo, cuando adelgazan, cuando se compran algo nuevo, si se operan del pecho (bueno, de eso me daría cuenta seguro), o si se han maquillado... de si el chico con el que estoy se ha puesto lentillas o gafas o se ha cortado el pelo (en cambio de la barba sí me doy cuenta porque cuando se la recorta le veo tan guapo que lubrico de más), tardo un bueeeen rato en darme cuenta que está diferente al resto de la semana o mes. Cuando me cuentan un detalle bueno o malo de su vida me cuesta horrores retenerlo más de 3 segundos. No recuerdo si a algunas amigas se les ha ido un familiar, las confundo, sé que es a alguna pero hasta no tener la conversación 7 veces no sé de quién era el padre que faltaba... y no se habla de estos temas, así que no los saco por temor a meter la pata.

En cambio tengo una memoria horriblemente buena para acordarme de barrigas flácidas y pechos peludos colgantes de excompañeros de piso paseando en calzoncillos por la casa enseñando medio culo. De visiones de baños públicos donde la mierda está pegada hasta el techo. Recuerdo hasta el olor del baño ese de plástico móvil que pusieron el año pasado en el Sohisphere donde casi me desmayo. Recuerdo el olor de la caca de mi gata y todavía veo su caca en mi mano chafada de cuando se cagó encima.

También soy malísima escuchando indicaciones. Un plano te lo memorizo, las calles con sus nombres y el número de salidas hasta los cuento y memorizo... En cambio si me pierdo: me pierdo de verdad. Porque preguntar no me sirve de nada puesto en el momento en que han dicho "primero giras a la ...." yo me he quedado con "primero giras" y tras 14 indicaciones yo sólo me pregunto "¿que gire primero a dónde?". Se me bloquea el cerebro. Hace presión o algo el oído. No puedo recapacitar y escuchar a la vez. No puedo.

¿Por qué no puedo ser normal y recordar los detalles importantes, y en cambio tengo que acordarme de las, literalmente, mierdas de la vida?

Yo lo defino como tener el modo "selectivo" en la otra posición. Ojalá encuentre esa maldita pestaña y ponerla en la dirección correcta. Conseguir borrar ese tipo de imágenes y grabar las situaciones importantes en las que me he visto envuelta con la gente que considero importante en mi vida.

Es horrible ser Dori para las buenas cosas, y ser un Sheldon para las malas.


Creo que no dijo nada importante... sólo algo sobre un Señor Oscuro y el fin del Mundo
¿Cómo puede enseñar SIEMPRE la raja del culo? ¿POR QUÉ NO TE TAPAS?





























Eso sí, hay algo que no se me olvida. Creo que es el motivo principal por el que ahora mismo vivo, luego existo. Ayer compramos los Japan Rail Pass y nos costó 10€ menos que si los hubiésemos comprado por la mañana. Esto del Yen es una movida que lo flipas (pero por mi bién; hasta los hoteles las reservas voy mirando y están 15€ más baratas):

Comprándolos en la dirección que indica el sello azul (JTB) te los hacen en el momento y pa casa. Están detrás del Banco de España, donde Cibeles. Genial.

Preguntamos por el idioma (only spanish) y sin problema. Con decir kore (ese) y hacer señales a la foto de un plato, un plano o lo que sea, nos indicarán como puedan, que allí son mu majetes. Según uno de los japoneses (eran 3 y venían por turnos) que nos vendieron los JRPass, nos dijo con la más sincera de sus sonrisas: "somos como herumanos".

Gracias. Ahora ya voy mucho más tranquila a un país donde hablan raro y escriben más raro aún.

Aunque si os soy sincera para mí es lo mejor de la aventura: ir sin tener ni zorra idea de nada.



PD: cuando esté por allí perdida y Karate con ganas de pegarme un tiro porque me pongo tensa cuando me pierdo, os contaré mi experiencia de "lo mejor de la aventura es ir sin tener ni puta idea de dónde cojones vas".

.

No hay comentarios: