Seguidores de mis paranoias...

lunes, 22 de junio de 2009

Y encima....

Acabo de venir de urgencias.

No. No basta. No es suficiente que tengas, según el médico, una infección o irritación o un no es nada, sinó que encima mientras estás desayunando te dé una bajada de tensión y acabes a punto de echar el medio desayuno por donde acababa de entrar del mareo y casi desmayo que tienen que sujetarte.

¿Por qué no puedo ser una persona normal al menos durante un mes? Un mes, no pido nada más. Un mes sin dolencias extrañas. Un mes sin migraña. Un mes sin los dolores de la menstruación. Un mes sin dolor de muelas del juicio inexistentes. Un mes sin hinchazón de encias. Un mes sin dolencias en mis genitales. Un mes follando como una posesa sin el: espera que me tomo un gelocatil. Un mes sin infecciones de orina y/o cistitis. Un puto mes sin bajadas de tensión. Un mes sin mareos permanentes que duran semanas enteras. Un mes feliz, contenta, sana, sexualmente activa, saltarina y despreocupada.

Un mes de mi vida. ¿Es mucho pedir?

Y esta tarde otra vez a urgencias por lo de la entrada anterior... que harta estoy ya.



Cambiando de tema:

Lo de la Fiesta del Cine al final no pude ir ayer porque justamente ese fin de semana, los Cines la Dehesa de Ponferrada cambiaron el horario y la película finalizaba después de la salida del bus que me traería a Madrid. Y yo como que pagar para no ver la película pues me dolía el alma, y me he quedado sin pasaporte de estos dos días (da igual porque pasaré mis tardes en urgencias, mi tercer hogar).

El fin de semana en Ponferrada ha sido productivo. Por un lado excursiones por Ponferrada, Molinaseca, Río Sil y Castillo de Cornatel con Sergio. Y por otro lado la Noche del Nestea, una por medicación, el otro por conducir y servidora por los problemas ya mencionados, al final hicimos una ronda nocturna de bares muy productiva y saludable. Nos acordamos de todo.

.

1 comentario:

El Zorrocloco dijo...

Uf, pues cariñet, leyendo las dos últimas entradas no sé qué decirte... Fuerza y ánimo, corazón. Un abrazo.